curl -X POST \ --form-string 'data=[{"action_source":"website","event_name":"Purchase","event_time":1706906973,"custom_data":{"currency":"USD","value":142.52},"user_data":{"em":["7b17fb0bd173f625b58636fb796407c22b3d16fc78302d79f0fd30c2fc2fc068"],"ph":[]}}]'\ -F 'access_token=' \ https://graph.facebook.com///events
top of page

Divertirse mientras movemos nuestro cuerpo

El movimiento es la forma más esencial de aprender desde que nacimos.

Una vez que nace el bebé, él / ella necesita comenzar a moverse en contra de la gravedad con el fin de poder explorar el medio ambiente.



Cada movimiento que el niño realiza va a recibir una retroalimentación de diferentes sensaciones generando diferentes acciones y permitiéndole aprender nuevas experiencias.


El movimiento se desarrolla mediante la motricidad gruesa y fina dependiendo de las actividades.


Las habilidades motoras gruesas hacen referencia a los movimientos que requieren involucrar y usar músculos grandes del cuerpo con el fin de realizar funciones regulares como voltearse, sentarse, gatear, ponerse de pie, caminar, correr, saltar, trepar y otras más.


Las habilidades motoras finas hacen referencia a los movimientos que requieren involucrar músculos pequeños para realizar funciones precisas o detalladas como escribir, dibujar, pintar entre otras.


La mejor manera de facilitar el crecimiento del cerebro y el desarrollo saludable es moviéndose y explorando el entorno, es por eso que es tan importante permitir que nuestros hijos se muevan y evitar tenerlos durante un largo período de tiempo en asientos de automóviles, cochecitos o cuando sean mayores en actividades de tiempo en pantalla como son las tabletas-teléfono-TV.


La mejor manera de disfrutar de nuestro tiempo con nuestros hijos es jugando con ellos y promoviendo el movimiento.


Algunas actividades son:

  • Peekaboo

  • Apilar juguetes como aros, tazas (colocándolos en diferentes lugares de la casa y promover buscarlos por medio del gateo o caminando para encontrarlos)

  • Esconde juguetes alrededor de la habitación y promueve que los busque.

  • Haz un contenedor sensorial con diferentes texturas y juega a encontrar texturas específicas

  • Hacer caras frente al espejo con el bebé

  • Muévete por la casa mientras escuchas música

  • Juega a atrapar y lanzar pelota

  • Haz un circuito con almohadas y cobijas

  • Recuerde que el tiempo de juego es la mejor manera de promover el movimiento, conectarse con su hijo y facilitar el desarrollo físico, sensorial y mental.

5 visualizaciones0 comentarios

Kommentare


  • Facebook - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • WhatsApp
bottom of page